Videoteca Indemnizaciones
videoteca de divorcios
abogados laboristas

blog blog indemnizacion por invalidez absoluta abogados laboralistas zaragoza  
abogados matrimonialistas
incapacidad laboral permanente
COMPENSACIÓN ECONÓMICA POR LOS PROBLEMAS
DE SORDERA DERIVADOS DEL TRABAJO


Muchos trabajadores se ven afectados en nuestros días por problemas auditivos derivados de la exposición en su lugar de trabajo a niveles excesivos de ruido. El zumbido en los oídos o la sordera industrial, también denominada perdición de la capacidad auditiva a causa del ruido, son condiciones relativamente frecuentes entre aquellas personas con problemas auditivos a causa de su trabajo.


                La sordera industrial consiste en una progresiva pérdida por parte del trabajador de su capacidad para captar sonidos situados en un amplio rango de frecuencias. A medida que la sordera se hace más patente, dicho rango se va estrechando, impidiéndole oír ciertos sonidos que de otra forma no tendría ningún problema en escuchar.


                Si esos problemas en la capacidad auditiva fueran consecuencia de la negligencia o falta de cuidado del empleador, por ejemplo por no facilitar tapones u orejeras; el trabajador tendría derecho a reclamar para obtener una indemnización.


                Los problemas auditivos derivados del trabajo pueden consistir en pérdidas temporales o permanentes de audición, zumbidos permanentes en los oídos y traumas acústicos (cuando a causa de ruidos muy potentes y súbitos, como explosiones, el trabajador pierde su audición de forma temporal).


                Las víctimas de la sordera industrial pueden sufrir enormemente, y los problemas auditivos, que podían resultar de inicio muy leves, podrían derivar en un problema más grave.


                En muchas ocasiones, la persona que ha sufrido la lesión auditiva podría incluso llegar a perder su trabajo, debiendo entonces verse abocada a solicitar de la Seguridad Social una prestación por invalidez.


                Como vemos, este no es un tema que pueda tomarse a la ligera por parte de empleador o trabajador. El primero debe, como hemos dicho, proveer de medios de seguridad al empleado para que éste se proteja debidamente; y éste, por su parte, debe hacer uso de los mismos. De otro modo, todo problema auditivo que pudiera sufrir será su propia responsabilidad.


                Si te ves obligado por razón de tu trabajo a soportar niveles de ruido elevados, no dudes en requerir a tu empleador medidas de protección para ti y tus compañeros, si es que aún no las hubiera puesto a vuestra disposición.


Y si a causa de su pasividad sufrieras algún tipo de daño, pon tu caso en manos de un abogado para que sopese tus opciones. Probablemente tendrás derecho a obtener una compensación por esa capacidad auditiva que has perdido y que nunca recuperarás. En los casos más graves, podrías incluso solicitar la Invalidez ante la Seguridad Social.



José Alberto Andrío
www.abogadoszaragoza.net
Divorcios    |      Presentación      |      Servicios Legales      |      Localización      |      Contacto      |      Mapa Web
Tel. y Fax: 976 298 866 - invalidez permanente absoluta - c/ San Vicente de Paul 4, Ppal Dcha. 50001 Zaragoza
Aviso Legal A&A